¿El huevo o la gallina?

29 Jun

 

 

Si alguien se te pone gallito y viene a tocarte los huevos, tienes dos opciones:

a.- se te pone la piel de gallina y te quedas como un pollito;

b.- te pones a cacarear como él y empiezas una pelea de gallos.

 

Si eliges la primera, te llamarán gallina.

Si eliges la segunda, te pueden aplastar como a un huevo.

 

Y es precisamente por esta razón, señoras y señores, niñas y niños, cosas y cosos, que la humanidad, desde tiempos ancestrales, viene haciéndose esta pregunta: ¿qué fue primero: el huevo o la gallina?

A ver, éste no es un razonamiento muy científico y, lo más importante, ¡ni siquiera responde a la pregunta en cuestión! Pero mejóralo si tienes huevos.

 

 

p.d.: ¿Pata o pechuga? Ésta es otra de las grandes preguntas de vital interés con las que pronto se pondrá a trabajar mi equipo de investigadores, que últimamente anda algo obsesionado con las aves. Tranquilos, pasará.

 

 

Anuncios

H. C. Andersen

25 Jun

La fantasía, la imaginación o una buena historia pueden salvar nuestras vidas.20170623_182724

Que se pare el mundo

15 Abr

A veces me gustaría detener el tiempo.
No quiero dejar de envejecer, ni deseo robar bancos delante de todos mientras nadie hace nada para detenerme, ni necesito colarme en sitios para ver qué hace la gente cuando no quiere que vean lo que hace (aunque esto sí que me apetece de verdad).
A veces me gustaría detener el tiempo para tener tiempo de hacer cosas sencillas.
Cosas como leer el periódico.
Tiempo para leer el periódico

O tomarme mi tiempo para decidir si cojo ese tren que pasa.
Tiempo para decidirme

Cosas tan sencillas como no despegarme de quien no quisiera despegarme nunca.
Tiempo para querer

Mirar. Tener tiempo de mirar más, mirar mejor, ver y aprender.
Tiempo para observar

Con un cinemagraph, detener el tiempo no sólo es posible; es bello.
Si quieres probarlo, internet está lleno de tutoriales.

“Esto no se hace, colega”

2 Mar

Tspiras_juego_sucio_colega

Carta de Martin Jäger, portavoz del ministerio de finanzas alemán, a Alexis Tsipras, presidente de Grecia:

Oye tío, ¿pero tú qué te has creído? ¡Aquí eso de acusarnos entre nosotros no se hace! Como vuelvas a hacer algo así lo vas a flipar. ¿A quién se le ocurre? Mira que… Acabas de llegar al grupo y la mayoría ya nos estamos arrepintiendo de no haberte hecho la novatada del alcohol en los huevos. ¡Venga hombre, no me seas agonías y relájate un poco, que aquí hemos venido a disfrutar!

Mira, no eres el primero que para salvar el culo tiene que meterse con algún país, pero lo que hay que hacer en esos casos es meterse con su gente, no contra los tuyos. O sea:  métete con un país para decirle que su gente son una pandilla de vagos inadaptados que no quieren trabajar, o unos jetas que prefieren comer antes que pagar sus hipotecas, o que a ver quién se quejaba cuando todo era viva la virgen a costa de las tarjetas de crédito, o una cosa por el estilo. Y sobretodo, Y AQUÍ VIENE LO MÁS IMPORTANTE, PALETO: después de criticar, diles que escuchen a sus gobernantes (¡nosotros, tío, nosotros!) para que les ayuden a tomar las decisiones correctas que solucionarán todos sus problemas. ¿¡Lo pillas, palurdo!? Se trata de hacer que nos escuchen a nosotros. Porque NOSOTROS nos ayudamos, no nos pegamos zancadillas. NOSOTROS nos apoyamos, no nos escupimos.

Joder, colega, cuánto te falta por aprender.

Debió de ser algo así pero mejor dicho, que por algo él es portavoz de un ministerio alemán y yo no.

***EDITADO***

Añado algo aquí abajo porque no había visto una de las noticias relacionadas con las quejas de Tsipras, en la que Rajoy dice que él no es el responsable de la frustración generada en Grecia: ésta.

Captura de pantalla 2015-03-03 a la(s) 15.14.30

 

Lo que me ha sorprendido no es que Rajoy diga que él  o tiene la culpa de algo (eso ya lo viene haciendo desde que empezó a ser culpable de mucho); lo que me ha sorprendido es esto otro que ha dicho:

Captura de pantalla 2015-03-03 a la(s) 15.24.04

 

Vamos, que la culpa de la frustración griega es de Tsipras por prometer lo que no podía cumplir. Sí, sí, eso lo dice Rajoy, el presidente que cumplió tooooooooodo lo que nos prometió en su programa electoral. No subir el IVA, mantener las pensiones, no abaratar los despidos, que daría la cara, que la reforma financiera no nos costaría un euro a los ciudadanos…

Manda cojones.

***FIN DE LA EDICIÓN***

Experimentos, los justos

23 Feb

Mi suegro ha comprado un libro de experimentos para hacerlos con mi hijo mayor. Pinta muy bien.

image

PERO, viendo el título de la primera de las secciones de experimentos, creo que tendré que vigilarlos de cerca, no vaya a ser que se les desmadre el tema.

image

Ay, suegro, suegro…

No sois casta. Sois escoria.

20 Feb

Mi animadversión hacia los políticos no deja de crecer y cada día está más cerca del odio.
Lo que me saca de quicio no es ya que usen el poder adquirido en favor de ellos mismos o de unos pocos amigos/colaboradores; es que lo usen en contra de los muchos que no colaboran con ellos, en contra de los que entorpecen sus tejemanejes y, de rebote, contra toda la población. Porque aunque se llenen la boca con sus “mi vocación es el servicio a mis conciudadanos”, o con el consabido “alguien tiene que luchar por la sociedad y defender la democracia”, el verdadero interés del político es él mismo. A lo sumo, el partido.
Me dicen algunos que no hay para tanto. Otros me dan parte de razón para volver a quitármela diciendo que lo mío es mala suerte, que los políticos con los que me he cruzado y han dejado en mí este mal sabor de boca son sólo la excepción a un gran trabajo y dedicación y bla bla bla. Pero no se dan cuenta de que ya llevo MUCHAS EXCEPCIONES. Y oye, quizá son todas las excepciones, ¡PERO YA VALE! Estoy hasta los cojones de todos vosotros. De todos. De los unos por ser unos hijosdeputa empedernidos, y de los otros por permitírselo, por mirar a otro lado, por justificarlos, por su obediencia ciega sorda y, peor aún, muda al aparato del partido. ¿Sabéis una cosa? No sois casta. Sois escoria. ¿Vocación de servicio? ¡Una mierda! ¿Amor por lo público? ¡Dos mierdas! Sólo tenéis ansias de tarima, de minutos de plasma, de followers, de centímetros cuadrados de prensa, de ver vuestra foto cerca de los titulares. Eso los mejores. Y los peores, el único amor que conocéis no es por lo público sino por lo ajeno, y muy apasionado por cierto.
Casta serían aquellos que se sirven de sus privilegios para su beneficio, pero vosotros no sois casta. Vosotros sois escoria. Porque hacéis daño a mucha gente, y lo hacéis a conciencia.

Esto está escrito en un calentón (¿se nota mucho?) después de mi último encuentro con uno (en este caso una, otra vez) de tantos políticos (y políticas, al menos seamos políticamente correctos) que han llegado al poder y lo usan en contra de alguien. Dicen que con el tiempo te puedes arrepentir de lo que dices en un calentón, de lo que escribes, que los sentimientos hay que dejarlos enfriar… pero no me ha pasado por los huevos. Porque fritos los tengo ya.

Paleo-ostias

18 Feb

Llámame antiguo, pero esto del paleofitness o paleotraining me parece una auténtica gilipollez. No porque no me parezcan bien los ejercicios que hacen, que de eso no tengo ni idea. Me parece una gilipollez que alguien compre esto: “Esto va a ser que ahora en el gimnasio haremos los mismos ejercicios que hacía el homo sapiens, que como todo el mundo sabe están ahí subidos al youtube por algún adelantado a su tiempo, que se ocupó de documentarlos con todo detalle, y se nos va a poner el cuerpo como para correr delante de los dinosaurios, oye. Por si acaso vuelven. Porque a ver, seamos sinceros: si esos son los movimientos que ellos hicieron para llegar a evolucionar hasta aquí y convertirse en nosotros, significa que funcionan, ¿no?”

Pues sí, algo de razón llevan; funcionaron para llegar hasta aquí. ¡Pero quizá por eso ya no vale la pena repetir el viaje! ¡Que ya estamos aquí! ¿Y si lo que hacemos es ir para atrás en la evolución? ¿Y si el paleotraining éste está contraviniendo la lógica de la evolución y ahora nosotros nos empezamos a convertir en ellos? ¿Y si de repente se nos empieza a reducir el tamaño del cerebro de tanto repetir movimientos paleolíticos? Aunque a lo mejor no es nada de eso. A lo mejor lo que pasa en realidad es que una parte de la humanidad está intentando volver al pasado del que nunca deberían haber salido. Si es esto último, buen viaje.

Aquí os dejo el vídeo de uno practicando el paleofitness por el parque. En mi pueblo ven a alguien hacer eso y te juro que de todos los nombres que se nos ocurren ninguno tendría nada que ver con los pobres homo sapiens. Pero claro, en mi pueblo somos muy paletos, nada que ver con lo modernos que son los paleos.

Y otro día me animo y hablamos de otro tema que ya tiene más de 40 años pero que ahora está volviendo con fuerza: la paleodieta, que también tiene bemo… cojones, coño, lo que tiene son cojones.

A %d blogueros les gusta esto: