Ingeniosas estupideces

7 Jun

 

Ingeniosas, bonitas, sorprendentes… pero estupideces, al fin y al cabo. Y quizá por eso me encantan.

 

Además de esta “Tormenta en una taza de te”, en la tienda Laikingland hay una silla que se levanta sola leeeeeeentamente, una máquina con la que controlar los latidos o unos bonitos aplaudidores en distintos colores.

Así que, ¿a qué estás esperando para entrar?

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: