Mientras tanto, en otro lugar…

13 Feb

Estaba releyendo algún post antiguo de este blog y me reía yo solo. Sí, qué pasa, me gusto. Me caigo bien cuando escribo. O sea que voy a intentar recuperar este espacio aunque sólo sea para darme una alegría de vez en cuando releyéndome a mí mismo.

Hasta pronto. Pero tampoco muy pronto, que algo de calentamiento tendré que hacer antes de volver a empezar ¿no?

Anuncios

Armas biológicas en Barcelona

17 May

 

¿Recuerdas aquella canción que decía “Barcelona tiene poder…”? Pues eso, que Barcelona tiene poder. Ahora mismo, si te paseas por sus calles, te darás cuenta de que sólo con el armamento biológico que hemos acumulado en nuestras calles durante lo que llevamos de primavera, Barcelona tiene el poder de eliminar a todos los alérgicos del mundo. Y matando dos veces a cada uno de ellos.

 

Barcelona está cargada

 

Aquí, hasta que no vengan a invadirnos los americanos por esconder armas de destrucción masiva no pararemos… Si conoces alguna ONG que se dedique a serrar/arrancar/quemar/salar/envenenar estos árboles tan extendidos por nuestras ciudades, me avisas, ¿vale? Es sólo por saber.

 

 

 

Bankia

17 May

 

Yo no sé mucho de bancos, pero sé de la ley de gravedad lo mismo que cualquiera. Y digo: lo de la caída de Bankia se veía venir, ¿no?

Bankia

Sede de de de de Bankia (foto de GTres)

 

 

Vaya fotos de mierda

23 Abr

Sí, lo sé, el título es facilón, pero es que los basureros de Hamburgo me lo han puesto a huevo con su iniciativa: hacer fotos con contenedores. “Con” contenedores, no “de” contenedores. Ah, y además de facilón, ¡el título es mentira! Porque me encanta la atmósfera que consiguen estas fotos de larguísima exposición.

 

Contenedor y señor con mano en el bolsillo

Contenedor por dentro ;)

Otro contenedor por dentro

 

Y no sólo me gustan las fotos. Lo que más me gusta es la metáfora que representa toda esa belleza dentro de un contenedor de basura, tanta belleza creada en solitario dentro de un contenedor de mierda, en silencio, y que luego es recogida por los basureros, metida en un camión y soltada en internet.

 

Pero si creías que estos contenedores son la mayor cámara oscura que podías imaginar, estabas equivocado (sé que no lo creías, pero me ha apetecido usar esta clásica fórmula de ligar temas): aquí tienes más cámaras oscuras creadas en habitaciones de distintos lugares simplemente haciendo un agujerito en la ventana. Y lo mejor de éstas, es que las imágenes ¡se mueven!

 

 

Contenedores fotográficos vistos en medioambiente.org (de allí son también las fotos), encontrados a través de su twitter @allpeim

Habitaciones que se iluminan cuando están a oscuras, vistas en Vimeo, aunque no recuerdo de dónde lo saqué… Mi memoria fotográfica está empezando a fallarme, lo siento.

 

 

 

 

Mi heredero

20 Abr

image

Adoro a mi hijo.
Hoy ha hecho su primer muñeco, y lo ha hecho a base de nudos con los cordones de mis Yumas.

Normas del buen vestir

7 Abr

 

Hoy me he encontrado con un amigo al que hacía muchos años que no veía. Demasiados años, seguramente la mayoría de ellos por mi culpa. Y hace un rato, todavía pensando en el encuentro, me he acordado de una fiesta que hicimos donde parodiábamos la ceremonia de los Oscar. Medio en broma medio en serio, a mí me concedió el premio al mejor vestuario por la película Barrio. Y es que por aquellas épocas mis camisetas raídas no pasaban desapercibidas.

Desde entonces no he mejorado mucho. Todavía uso alguna de esas camisetas y tengo otras ‘nuevas’. Pero alguna cosa sí he aprendido. Sobretodo mirando a los demás. Así que en un alarde de generosidad, y esperando que te sirva en el futuro, aquí va este pequeño consejo para que nunca te equivoques con tu estilo.

 

 

Y si a ti no te sirve este consejo, pásalo. Seguro que le sirve a algun/a despistado/a.

 

 

 

“Caso Campeón”: ¡resuelto!

26 Mar

 

Sí, el “Caso Campeón” está resuelto. ¡Y lo he resuelto yo solito! Bueno, me han ayudado un poco algunos periodistas y varios cabos sueltos que se han ido dejando los implicados por ahí, y también un poco la policía, vale, pero básicamente lo he hecho solo. La pista final me la han dado los últimos chorizos que han pillado en San Baudilio de Llobregat (el nombre tiene tela, a ver si adivinas dónde cae esto). Se ve que estos sólo eran una parte pequeña del caso, un “fleco” de la causa principal, como les gusta llamarlo. Yo he descubierto por fin a todos los campeones de este caso: ¡los campeones somos todos los demás!

Sí, porque hay que ser auténticos campeones para que, visto lo visto, no hayamos quemado, apedreado o empalado aún a nadie en plena calle. Sí señor, estamos aguantando como auténticos campeones sin castigar por nuestra cuenta a los cuatreros, como en el lejano oeste. ¡Felicidades a todos, campeones!

Y en cuanto a los de San Baudilio, que los hayan pillado (a ver, que sólo los han detenido, eh, que todavía no se ha demostrado que sean culpables -ejem) debería ser una buena noticia, pero no hace más que confirmar que la lista de ladrones y aprovechados es infinita. Así que ya sabes: a aguantar como un campeón.

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: